Aumento en la venta de armas en el mundo

En los últimos días se publicó una noticia, la cual revela, por primera vez desde hace cinco años, que las ventas de las cien principales compañías de armas en el mundo han aumentado. De acuerdo con el Instituto Internacional de Investigación de la Paz de Estocolmo -SIPRI por sus siglas en inglés- los principales fabricantes venden 38% más que en 2002, cuando dicha organización comenzó a publicar datos.

La directora del Programa de Armas y Gastos Militares del SIPRI, Aude Fleaurant, comentó a la cadena BBC que “el gasto militar se correlaciona muy de cerca con los conflictos y las preocupaciones de los países”.

Es verdad que, occidente tiene un dominio importante en el sector militar, ya que las ventas de las empresas estadounidenses ocupan siete de los primeros diez lugares de las mismas. Y de acuerdo con el informe, las compañías de Estados Unidos representan el 57.9% de las ventas, mientras que las occidentales en general abarcan un 82.4%. Es importante mencionar que Brasil es el único país de América Latina que figura entre las cien empresas principales por venta de armas.

En Europa Occidental las ventas se mantuvieron estables, lo único que cambió fueron los principales productores. Por un lado, las alemanas y británicas crecieron, mientras que las italianas y francesas presentaron una disminución. Por otro lado, Rusia incrementó sus ventas un 3.8%.

Adicionalmente, sería pertinente mencionar que las empresas de Corea del Sur vendieron un 20.6% más. Una teoría que explica lo anterior es que buscan depender cada vez menos del exterior en temas armamentísticos y además en el norte tienen la constante amenaza de un país impredecible como lo es Corea del Norte.

¿Se debe a un mayor número de batallas?

De acuerdo con el Instituto Internacional de Investigación de la Paz de Oslo -PRIO por sus siglas en inglés- el número de descensos en las batallas disminuyó un 14% con respecto a 2015, lo cual quiere decir que se redujo la cantidad de personas que murieron como resultado directo de un conflicto.

A pesar de que la siguiente gráfica muestra un aumento significativo en el número de batallas en África y en Medio Oriente en 2015, efectivamente hubo una disminución de las mismas en 2016.  En 2015 se contabilizaban 52 de ellas y en 2016 la cifra bajó a 49.

Fuente: SIPRI

Entonces, ¿por qué el aumento en las ventas?

Es difícil predecir qué rumbo tomarán los conflictos en los próximos años, sin embargo una serie de teorías podrían explicar la pregunta anterior.

La primera de ellas es la incertidumbre que un país como Corea del Norte ha generado a nivel mundial, especialmente en Estados Unidos de América. Los Estados alrededor del mundo han aumentado la compra de armas para estar preparados, esto debido a la percepción de la amenaza constante norcoreana.

Otra teoría sería que los países están aumentando su compra de armas con el propósito de modernizar a sus ejércitos a pesar de no observar una amenaza directa.

Finalmente, una tercera alternativa es que los Estados, al detectar que otro se está armando buscarán hacer lo mismo como respuesta ante esa posible amenaza. Lo anterior provoca de igual manera un incremento en las ventas de armamento en diferentes países.

Los ciudadanos y el mundo se están enfrentando a una época difícil de mucha incertidumbre, es por esto que, se podrían formular un mayor número de teorías para explicar el aumento en las ventas de armas; aunque es necesario aclarar que dicho incremento no es necesariamente sinónimo de una guerra entre países, muchas veces revela modernización, preparación o estrategia de los diversos líderes del mundo.